La guerra comercial entre Estados Unidos y China está extendiéndose a todos los frentes y el plano digital podría ser uno de los más interesantes. Mientras China avanza sin pausas hacia un Yuan Digital, las autoridades estadounidenses se plantean cómo crear un dólar digital que les permita mantenerse en trono.

Desde que Donald Trump y su verbo encendido llegaron a la Casa Blanca, las cosas cambiaron un poco en la política internacional. Teniendo en primer lugar a un petrolero como Rex Tillerson en el Departamento de Estado y luego a Mike Pompeo, el hombre de la CIA, Trump ha hecho que las relaciones de la nación americana cambien diametralmente a como las estaba llevando su antecesor, Barack Obama.

Particularmente la relación con China no ha sido precisamente fácil. Desde que llegó, Trump empezó a mencionar que había cierta “injusticia” entre los aranceles a los productos americanos en China y que las prácticas comerciales de la nación asiática hacia los Estados Unidos estaban siendo “desleales”.

Así, finalmente llegó el 22 de marzo de 2018, fecha en la que el 45.º presidente de los Estados Unidos firmó el memorándum parar aplicar impuestos a productos chinos. ¿Cuánto debían pagar los chinos? 50 mil millones de dólares. Una cifra para nada despreciable.

En juego de dimes y diretes, la economía mundial se ha sentado a ver la disputa. Se ha convertido como en una final de un ATP con Roger Federer y Rafa Nadal, con una pelota yendo y viniendo de un lado a otro. Solo que en este caso, no hay una pelota verde, sino que es la economía mundial es la que se está moviendo.

Todas las bolsas mundiales se han mantenido atentas a las discusiones. Cuando ha habido señales de agravamiento o de ruptura de las conversaciones para lograr una solución, el mercado se pinta de rojo, mientras que cuando surgen señales de esperanza (o un tuit de Donald Trump diciendo que el presidente chino es un gran hombre), las bolsas se inflan hasta más no poder.

No obstante, China no planea, según muestran sus acciones, mantener este juego por todo el tiempo. Su intención es clara, ellos quieren ganar la batalla comercial y convertirse en la primera potencia económica mundial. Y el plano digital puede ser precisamente el espacio donde obtengan la tan ansiada ventaja.

Surge la digitalización monetaria

Después de la aparición de Libra, el proyecto de stablecoin planteado por Facebook, el gobierno chino se tomó en serio la posibilidad de emitir una moneda digital estatal. El Yuan Digital pasó de ser discutido entre mesas técnicas para llegar hasta las esferas más altas del Politburó chino.

Pero, ¿puede una moneda digital ser la mejor arma que tenga China contra los Estados Unidos? Investigadores y expertos ya se encuentran analizando el impacto de esta digitalización de la economía en el mercado mundial.

Por ejemplo, el Deutsche Bank ha entrado a profundizar la situación en medio de la disputa económica que se vive entre chinos y americanos por medio de un informe titulado “The Future of Payments: Part III. Digital Currencies: the Ultimate Hard Power Tool”. Lo primero que se deja claro es que el Yuan Digital definitivamente tendrá un impacto dentro de la economía mundial debido al peso de China dentro de los mercados.

Para el año 1980, el consumo interno de China representaba tan solo 2% del consumo monetario mundial mientras que para el 2018, el consumo chino se elevó para posicionarse en un 12% del mercado global

. Este increíble crecimiento no deja a nadie indiferentes y según las proyecciones, China podría posicionarse muy rápidamente como el mayor mercado consumidor del mundo entero. Además, desde el año 2009, China se convirtió en los principales exportadores del mundo y no ha perdido ese trono desde entonces.

Todo este esfuerzo económico por parte de la industria china ha venido de la mano de políticas gubernamentales para incentivar el impacto del Yuan dentro del mercado. Y, ciertamente la digitalización del yuan es una de las herramientas que se está manejando para lograr este impacto dentro de la economía.

Así mismo, un aspecto que reseñan los investigadores de Deutsche Bank es que la digitalización monetaria va más allá de los aspectos financieros y se centran en conceptos geopolíticos propios de nuestros tiempos.

El impacto de las sanciones económicas

Estados Unidos ha sabido cómo utilizar el dólar como un arma. Con sanciones económicas a Cuba, Rusia, Irán, Corea del Norte, Venezuela y cuanta nación adversa a sus ideales, los americanos demuestran que el poderío del dólar puede también convertirse en un activo asfixiante para el correcto y normal desarrollo de las actividades económicas de un país.

Hasta los momentos, ninguna de las naciones afectadas ha podido escapar por completo de las sanciones. Venezuela lo ha querido hacer por medio del Petro mientras que Irán ha planteado usar criptomonedas para evadir las sanciones, pero, en la práctica, los resultados obtenidos no han sido alentadores. El mercado global se encuentra fuertemente dolarizado y salir de ese esquema genera muchas pérdidas.

Desde Deutsche Bank conocen sobre las sanciones, así como del poder que tienen los estados para controlar al mundo a través de las finanzas. De hecho, exponen que con las divisas digitales el control podría mayor debido a que podrán tener un mayor registro en tiempo real de a donde se están haciendo las operaciones, además de que se podrían congelar o bloquear cuentas más rápido.

En medio de esta economía “sancionatoria”, el poder tener una divisa digital con el alcance e impacto que pueda tener el yuan digital podría ser de utilidad para las naciones que resultan adversas a la ideología estadounidense.

Según lo explican los investigadores, si bien es cierto que los reguladores americanos y europeos podrían sancionar el uso de este activo, las economías emergentes de América Latina, África y Asía, economías con relaciones comerciales importantes con China, no se detendrían ante dichas sanciones y se decidirían por usar este activo. A su vez, este uso entre las economías emergentes podría generar una demanda del yuan digital entre las propias economías de la Unión Europea y los Estados Unidos. Lo que terminaría con el “salto” de las posibles sanciones o limitaciones que se imponga ante el más que posible Yuan Digital.

Toda esta información aquí analizada es conocida por los Estados Unidos y es más que seguro que expertos y asesores están trabajando en la amenaza del Yuan Digital. El puesto privilegiado de los americanos dentro de la economía mundial está amenazado.

El Juego de Tronos de las finanzas está en una etapa de mucha actividad.

Ezio Rojas

Ezio Rojas es un abogado venezolano que cree que las criptomonedas y la tecnología Blockchain son una herramienta al servicio de la población para lograr una mejoría en sus finanzas personales. También cree que la tecnología Blockchain puede ser arma para que los estados controlen nuestras finanzas pero a esto no le presta mucha atención.

Seguir al Autor

Quieres aprender más?

¡Únete a nuestro Grupo de Telegram y consigue señales de trading, cursos de trading gratuito y análisis diario con otros fanáticos de las criptomonedas!

La página web utiliza cookies.
Haz clic aquí para aceptar el uso de las cookies. Vea nuestra política de cookies

Lo estamos discutiendo en nuestro Grupo de Telegram

Entrar

Señales diarias, análisis de Bitcoin y chat con otros traders. ¡Únete a nuestro Telegram hoy!

Vámonos

Lo estamos discutiendo en nuestro Grupo de Telegram

Entrar

Lo estamos discutiendo en nuestro Grupo de Telegram

Entrar