El término criptomoneda es utilizado para denominar un campo creciente de activos criptográficos impulsados ​​por redes informáticas mundiales. Todos los días, nuevas personas se adhieren a Bitcoin y al espacio más amplio de las criptomonedas, y este mundo de tecnología descentralizada -el cual se encuentra en constante evolución- ciertamente puede ser intimidante para algunos, ya que combina las complejidades de las redes informáticas con las sutilezas de la economía.

Podría pasar toda una vida aprendiendo y dominando varios aspectos de este interesante mundo, pero aquí en BeInCrypto hemos preparado una guía práctica sobre algunos de los conceptos básicos que necesita saber si es nuevo en este espacio y desea involucrarse. Iniciemos.

¿Qué es una criptomoneda?

  • Una criptomoneda es básicamente una nueva forma de dinero descentralizado que existe completamente en Internet. La mayoría de las criptomonedas funcionan con algo llamado “blockchain”(cadena de bloques, en español). Piense en una cadena de bloques como un registro de transacciones que se almacenan en muchas, muchas computadoras en todo el mundo, y que todas esas computadoras se actualizan constantemente. Cada computadora llamada “nodo”, verifica que su versión concuerde con la de los demás y, de esta forma, cualquier intento de alterar el libro mayor de manera maliciosa se detecta y elimina fácilmente.

  • Usando la cadena de bloques, uno puede construir una moneda inmutable que no puede ser falsificada o alterada. Se puede enviar a todo el mundo a través de Internet en cuestión de segundos, y con poco o ningún costo. El valor en la blockchain se almacena en “direcciones”, que son claves criptográficas largas que actúan como entradas inmutables en el libro mayor. Se puede usar una, o una colección de direcciones, como una “wallet” (billetera, en español), que es el término común para mantener su criptomoneda en la cadena.

La primera implementación de una cadena de bloques fue a través de Bitcoin, creada en enero de 2009 por un desarrollador bajo el seudónimo de Satoshi Nakamoto. Él afirmó que estaba actuando debido a la crisis financiera que afectaba al mundo en ese momento, y que la humanidad necesitaba una mejor forma de dinero.

La noticia de Bitcoin se difundió rápidamente en las comunidades de desarrolladores, piratas informáticos y activistas. En poco tiempo, hubo exchanges que permitieron el intercambio de Bitcoin y, por supuesto, otros proyectos tomaron lo que Bitcoin había hecho y construyeron sus propias visiones para una moneda descentralizada, o incluso una computadora global.

Hoy existen literalmente miles de criptomonedas y activos descentralizados similares. Innumerables exchanges, servicios financieros y plataformas de juego han surgido en torno a esta nueva economía, y en los últimos años, incluso las grandes instituciones financieras han comenzado a considerar la criptomoneda mucho más en serio.

¿Cuáles son las criptomonedas más populares?

Si bien hay demasiados activos criptográficos para cubrir aquí, repasaremos algunas de las principales criptomonedas disponibles actualmente. Nuevamente, el hecho de que alguna no aparezca en la lista no representa algún problema, solamente tuvimos que realizar una selección de las más importantes.

1. Bitcoin (BTC)

Como se mencionó, es el campeón indiscutible en el espacio de las criptomonedas. Tiene la capitalización más grande y generalmente establece el ritmo para el resto del mercado. Es menos complejo en características que algunas otras criptomonedas, pero apunta a ser realmente una forma de dinero global y eficiente.

El suministro de Bitcoin es creado por lo que se llama “Mineros”. Estos son básicamente operadores de nodos especiales que aseguran la red de Bitcoin resolviendo problemas matemáticos complejos que aseguran que cada “bloque” en la “cadena” se verifique con transacciones válidas. La recompensa para el minero es que, cuando validan con éxito un bloque reciben una fracción de Bitcoin.

La cantidad recibida es básicamente una constante, excepto que cada 4 años la cantidad se reduce a la mitad, lo que se denomina “halving de Bitcoin”. Esto continuará hasta que se haya extraído la cantidad total predeterminada de 21 millones de BTC, lo que debería llevar más de 100 años.

Tenga en cuenta que Bitcoin es distinto pero similar a otra criptomoneda llamada Bitcoin Cash. Este activo criptográfico es lo que se conoce como una “bifurcación dura” (hard fork, en inglés) de BTC. De hecho, hay muchas, muchas bifurcaciones de Bitcoin, ya que su código es abierto y cualquiera puede copiarlo y modificarlo.

Bitcoin Cash funciona de manera muy similar a Bitcoin pero permite más transacciones en cada bloque, lo que también aumenta la capacidad de la red.

2. Ethereum (ETH)

Ethereum está a la cabeza de un grupo de criptomonedas que también apuntan a actuar como una computadora mundial. El principio detrás de Ethereum es muy similar a Bitcoin, pero las transacciones pueden tener un código de computadora adjunto, que se llama “contratos inteligentes” (smart contracts, en inglés).

Piense en los contratos inteligentes como un medio para programar transacciones por sí mismos, de modo que el código adjunto a la moneda se ejecute en una red descentralizada en todo el mundo que no tiene un punto central de falla. Estos forman la base de aplicaciones descentralizadas o “dapps”.

Mientras que una aplicación tradicional necesita un servidor central para ejecutarse, una dapp se ejecuta en toda la red y puede continuar existiendo mientras haya nodos que ejecuten la cadena de bloques.

Obviamente, esto puede ser un gran beneficio para la accesibilidad general y la resistencia a la censura. Por ahora, sin embargo, tiene el costo de ser notablemente más lento que las soluciones ofrecidas por un servidor central.

Si bien los desarrolladores están trabajando arduamente para cambiar esto, Ethereum y la mayoría de las blockchains que siguen este modelo no son lo suficientemente rápidos como para admitir una adopción global por el momento.

Sin embargo, una vez que se solucione esto, podríamos ver -poco tiempo después- la aparición de un verdadero “Internet 3.0”.

3. XRP

XRP es una criptomoneda creada por la compañía Ripple, y aunque usa una tecnología muy parecida a la de Bitcoin y Ethereum, existen algunas diferencias clave. Por un lado, la cadena de bloques XRP no es abierta ni descentralizada. Es una red “autorizada”, dirigida por Ripple.

Además de esto, Ripple ya ha creado todos los XRP que existirán, por lo que solamente controlan el suministro de estos activos criptográficos. Todo esto se debe a que XRP no sigue la misma filosofía de Bitcoin y muchas de sus hermanas, ya que está destinada a ser un instrumento para que los bancos realicen transferencias de dinero internacionales y transfronterizas en minutos y por casi nada.

Con este fin, Ripple ha visto cierto éxito y ha desarrollado muchas asociaciones, y francamente puede convertirse en uno de los líderes para casos de uso de criptomonedas institucionales.

Su existencia divide a parte de la comunidad, ya que va en contra de la naturaleza libre de Bitcoin, pero si puede demostrar que es un activo atractivo para las principales empresas de dinero, puede continuar prosperando durante mucho tiempo.

4. Tether (USDT)

En el mundo de las criptomonedas, hay una clase de activos conocidos como “stablecoins”. Estos son activos criptográficos cuyo valor se vincula más comúnmente a las monedas fiduciarias, pero a veces grupos de otros productos básicos. Tether es el más popular y común entre las monedas estables y se fija permanentemente al valor del dólar estadounidense.

Esto es útil para los traders de criptomonedas, ya que pueden usar Tether para comerciar contra Bitcoin o cualquier otro activo incluso cuando su exchange elegido no tiene compras fiduciarias disponibles.

Dado que comprar y vender en fiat generalmente está rodeado de estrictas regulaciones, muchos operadores prefieren usar una stablecoin como Tether.

5. Monero (XMR)

Monero se encuentra entre las más populares en una categoría de criptomonedas conocidas como “monedas de privacidad”. Este tipo de criptomonedas tienen como objetivo llevar el verdadero anonimato a una cadena de bloques.

Si bien cada transacción en una blockchain solo está representada por números, si puede identificar quién está detrás de cualquier dirección, puede seguir el dinero sin importar cuán lejos llegue, ya que todo el historial de la cadena está disponible para que cualquiera lo vea.

Los criptoactivos como Monero usan criptografía avanzada para mezclar transacciones juntas de modo que sea prácticamente imposible para los observadores ver de dónde se origina y termina el dinero.

Obviamente, esto tiene enormes implicaciones para cualquiera que quiera que su historial financiero se mantenga privado. Algunos argumentan que las criptomonedas de este tipo están preparadas para el abuso por parte de delincuentes, pero los defensores de la privacidad señalan que todos tienen derecho a que sus finanzas se mantengan en secreto, sin importar cuál sea su negocio.

Sepa que hay muchas, pero muchas más criptomonedas por ahí, algunas con características únicas. Dicho esto, las presentadas en este artículo representan algunos de las criptoactivos más grandes según los diversos tipos de filosofías de proyectos, pero siéntase libre de explorar a sus innumerables hermanos.

¿Cuáles son algunos de los mejores lugares para comprar criptomonedas?

Si bien no faltan las opciones para exchanges donde puede comprar y vender criptomonedas, aquí se presentan algunas que deberían ser lo suficientemente fáciles para comenzar.

Tenga en cuenta que en cualquiera de estos sitios se espera que realice algunos procedimientos estándar de “Conoce a su cliente” (Know Your Customer, en inglés) antes de realizar una compra con tarjeta de crédito o retirar de la plataforma grandes sumas de criptomonedas.

Stormgain

  • Stormgain es una plataforma simple pero robusta que ofrece muchos emparejamientos de criptomonedas y tiene la capacidad de que los usuarios realicen compras con su tarjeta de crédito. Ofrece gráficos con una amplia variedad de herramientas e indicadores, y los clientes pueden solicitar cuentas de margen que les permiten operar con un apalancamiento de hasta 100 veces en ciertos emparejamientos. Tenga en cuenta que la mayoría trading de pares se combinan con Tether, aunque algunos usan Bitcoin.

Binance

  • Binance es el exchange más grande y popular del mundo, y ofrece aún más opciones de criptomonedas. También es compatible con las compras con tarjeta de crédito y el trading con apalancamiento. De esta forma se ha convertido en uno de los estándares de la industria en general.
  • Un inconveniente para los clientes estadounidenses es que ni Stormgain ni Binance permiten cuentas de ese país.

Para los estadounidenses, ahora pasaremos a su opción más factible:

Coinbase

  • Es el único exchange disponible para los traders de los Estados Unidos, pero generalmente se considera uno de los más fáciles para los recién llegados. Una vez más, tiene múltiples opciones para compras, incluidas tarjetas de crédito, aunque no hay margen de negociación en una cuenta estándar de Coinbase. Para ser justos, los recién llegados es aconsejable no realizar trading con apalancamiento.

Los exchanges mencionados son los tres grandes nombres de la industria, pero hay muchos más, como Bittrex, Bitfinex, Kraken, KuCoin, entre otros. Si se adhiere a los nombres más importantes, no debería tener ningún inconveniente, pero aún así es prudente investigar siempre el exchange elegido antes de entregarle su dinero.

Algunos consejos básicos para mantenerse seguro al manejar criptomonedas

Suponiendo que esté leyendo esto con la intención de comprar pronto criptomonedas para usted, hay algunas cosas que debe tener en cuenta mientras navega por este nuevo e interesante mundo.

1. Si no tienes claves privadas, entonces no son tus criptomonedas

Cuando compras criptomonedas en un exchange, técnicamente todavía está en posesión de la compañía que administra el sitio hasta que lo transfiera a su wallet personal. Cuando tenga su propia billetera, debe tener lo que se conoce como “claves privadas”.

Aunque estos elementos están fuera del alcance de este artículo, son muy esenciales para poder acceder a sus fondos en la cadena de bloques. Por lo tanto, los nuevos usuarios deben tener en cuenta que: uno, NUNCA deben revelar su clave privada a nadie por ningún motivo, y dos, que si no tienen las claves de sus monedas, todavía no la poseen.

Esta es la razón por la cual se recomienda encarecidamente a cualquier persona que no esté comerciando que retire sus activos de cualquier exchange. Incluso si la compañía detrás de la plataforma de intercambio es completamente honesta y transparente (lo cual no siempre es el caso), porque todavía están sujetos a hackers u otras calamidades que podrían poner en riesgo los fondos de los usuarios. Ya ha sucedido antes y probablemente volverá a suceder.

2. Estafas, estafas en todas partes

En una línea similar, los usuarios siempre deben estar al tanto de los estafadores. Una criptomoneda es dinero, y el dinero atrae a estafadores y ladrones. Básicamente, si algo suena demasiado bueno para ser verdad, desconfíe. Si alguien le ofrece criptomonedas gratis por CUALQUIER MOTIVO, es casi seguro que está mintiendo.

Si alguien dice que si le envías alguna criptomoneda, te enviará muchas más a cambio, no lo haga. Si recibe un correo electrónico, mensaje de texto u otro DM con un enlace en el que no confía al 100%, no lo abra.

En este artículo no podemos repasar todos los tipos de estafas existentes, pero sabemos que generalmente caen en las categorías de tratar de convencerlo de que envíe criptomonedas a alguien, revele información confidencial (como claves privadas) o haga clic en un enlace que descargará automáticamente algún tipo de malware en su dispositivo.

Debido a esto, siempre tenga la mayor precaución, use siempre dispositivos limpios (es decir, libres de malware) al acceder a sus criptoactivos y, en general, sospeche de todos y de todo hasta que demuestren lo contrario.

Esto puede sonar paranoico, pero dado que el mundo de las criptomonedas es bastante nuevo y no está regulado, a menudo hay poco o ningún recurso legal cuando sus fondos son robados. Siempre puede intentar recurrir a las autoridades, pero la probabilidad de recuperar sus criptomonedas es muy pequeña.

3. Edúquese, vaya despacio y verifique dos veces

Antes de realizar su primera compra, nunca es una mala idea aprender todo lo que pueda sobre qué criptomoneda está comprando, por qué la quiere, a quién se lo está comprando y cómo la va a resguardar. Esto puede parecer mucho, pero no son solo los estafadores y los hackers los que estás buscando, sino también tus propios errores.

No te asustes demasiado con las criptomonedas; prácticamente todos los errores se pueden detener de antemano tomándose su tiempo, leyendo toda la documentación relevante y simplemente verificando dos veces sus pasos. ¿Te encuentras a punto de presionar “Comprar” en un exchange? Compruebe que completó los importes de su pedido correctamente.

¿Estás enviando tu primera compra de Bitcoin a una wallet privada? Nunca es una mala idea verificar dos o tres veces la dirección a la que está enviando, incluso si la copió y la pegó. ¿Estás usando un nuevo exchange o una nueva billetera? Vea lo que la comunidad dice al respecto antes de enviar su dinero.

Hay muchos más ejemplos que podríamos mostrar, pero solo sepa que si no está completamente seguro de un paso que esté dando, debe tomarse su tiempo para reducir la velocidad y leer un poco más. Confíe en nosotros, le ahorrará mucho estrés y dolores de cabeza en el futuro.

Conclusión

Si bien realmente solo hemos dado un breve repaso, ahora debería estar listo para seguir estudiando sobre el tema. Con suerte, la información presentada aquí es suficiente para al menos ayudarlo a decidir si las criptomonedas son adecuadas para usted y en qué tipo de proyectos puede estar más interesado.

No hay escasez de sucursales en las que pueda involucrarse en este espacio. Hay desarrollo, minería, promoción de redes sociales, comercio, periodismo y apoyo, solo por nombrar algunos.

¡Felicidades! Estás dando tus primeros pasos hacia un nuevo mundo de dinero digital, y es probable que pronto no vuelvas a mirar atrás.

David Borman

David es un escritor independiente con especialidad en tecnología y criptomonedas. Ha estado escribiendo toda su vida, pero profesionalmente desde hace dos años y espera permanecer en el campo para siempre. Además de cripto, David sigue la política, los acontecimientos actuales y las noticias financieras.

Seguir al Autor

Quieres aprender más?

¡Únete a nuestro Grupo de Telegram y consigue señales de trading, cursos de trading gratuito y análisis diario con otros fanáticos de las criptomonedas!

La página web utiliza cookies.
Haz clic aquí para aceptar el uso de las cookies. Vea nuestra política de cookies

Lo estamos discutiendo en nuestro Grupo de Telegram

Entrar

Señales diarias, análisis de Bitcoin y chat con otros traders. ¡Únete a nuestro Telegram hoy!

Vámonos

Lo estamos discutiendo en nuestro Grupo de Telegram

Entrar

Lo estamos discutiendo en nuestro Grupo de Telegram

Entrar