China está buscando utilizar una moneda digital basada en un blockchain para superar al dólar americano en el dominio mundial. Sin embargo, su supuesta velocidad de transacción está levantando las cejas.

Una carrera armamentista de stablecoins pronto estará sobre nosotros mientras el clima geopolítico se calienta. China trabaja con su lema de blockchain si, Bitcoin no. La razón es su planificada moneda digital. Según Cai Yin, un veterano de blockchain con sede en Shangai, “una guerra de tokens de criptomonedas estallará el 2020”.

Planes para incorporar a dos mil millones de personas

Una moneda digital respaldada por el estado sólo podrá reemplazar eficazmente las redes de pago actuales si puede escalar. La moneda digital de China (DCEP) afirma resolver este problema, pero no está claro cuán cierto es esto.

De acuerdo con Yang Wang, un investigador senior del Instituto Fintech de la Universidad Renmin de China, la DCEP tiene una velocidad máxima de transacción por segundo (TPS) de 220.000. Debe tenerse en cuenta que PayPal sólo tiene un TPS de 40.000 y la Libra tiene un TPS de 1.000, en comparación.

Según Yang, esto es una prueba de que los sueños de la moneda digital de China podrían hacerse realidad. Sin embargo, el TPS reivindicado es diferente en teoría que en la práctica. El plan es, sin embargo, ambicioso.

Yang afirma que China puede atraer a unos 2 mil millones de usuarios internacionales a su moneda digital sólo en la primera fase. El sudeste asiático y los países de la Iniciativa del Belt and Road (Plan de apoyo económico por parte de China para el sudestes asíatico) serán animados a utilizar el nuevo canal de pago.

China: Reduciendo las diferencias entre el dólar y el yuan

Sin embargo, China también planea aprovechar su moneda nacional para reducir las diferencias de uso entre el yuan y el dólar americano.

El país ya cuenta con una plataforma de financiación del comercio con blockchain liderada por el Banco Popular de China. La plataforma ya ha procesado $4.4 mil millones en transacciones extranjeras. China espera aprovechar su moneda digital para reducir aún más las diferencias entre el yuan y el dólar.

El proyecto, si tiene éxito, probablemente desestabilizará los mercados financieros mundiales e incluso podría socavar el dólar estadounidense. En conjunto, Facebook lo ha estado usando como una palanca para presionar a los reguladores a moverse rápidamente en sus planes de Libra.

Se está desarrollando una carrera armamentista entre los bancos estatales ante nuestros ojos y el veredicto sigue siendo el de quién ganará.