Bitcoin como refugio ante una crisis económica con Javier Pastor de Bit2me

Compartir artículo

El director Comercial de Tikebit, Javier Pastor, lo tiene muy claro: cobrar parte de la nómina en bitcoins es menos arriesgado que cobrarla, por completo, en euros. Además, cree que la criptomoneda ofrece un resguardo ante una crisis económica.



Entrevistamos al director Comercial de Tikebit, Javier Pastor, para que nos explicara por qué recomienda cobrar parte de la nómina en bitcoins. También hablamos del papel de las criptomonedas como solución a los problemas financieros y de libertad.

¿Nos puedes contar un poco sobre ti y cómo te introdujiste en el mundo de las criptomonedas?

Había escuchado hablar del tema en el año 2011 y 2012 pero desgraciadamente no hice caso en aquel momento. Hace dos años, más o menos, tuve el primer contacto ya más en profundidad con Bitcoin. Un amigo me comentó que iba a invertir, en ese entonces yo me dedicaba a otra industria completamente distinta, y decidí darle 2.000 euros para que invirtiera él por mi.



En un principio, no me interesó ni la tecnología ni nada. Pero cuando llegó la burbuja de 2017 y el precio de Bitcoin comenzó a subir, me empezó a interesar muchísimo ver que había detrás de esa burbuja, detrás de Bitcoin como tecnología y como dinero.

Me enamoró la tecnología, me pareció un sistema que va a cambiar el mundo, que tiene muchísimas cosas que aportar.

Yo estaba viviendo fuera, en Inglaterra, y vi que Bitcoin había llegado a España, así que me puse en contacto con Bit2Me. Tenían un puesto que encajaba un poco con mi perfil y como me gustó la dirección de la empresa y los valores que tiene, de educar, de crear contenido y de divulgar esta tecnología, me puse a trabajar con ellos. De eso ya hace un año y cuatro meses, más o menos.

¿Y es ahí cuando nació Tikebit?

Justamente. En aquel momento, la empresa tenía la necesidad de implantar el servicio que brinda Tikebit; que permite que los comercios tradicionales vendan cupones cargados en euros para canjearlos por bitcoins en nuestra plataforma. Esto es muy cómodo para los usuarios finales porque pueden comprar en efectivo en la tienda de toda la vida y recibir bitcoins en su monedero directamente.

Me contrataron para expandir la red de tiendas. El año pasado teníamos 17 y ahora tenemos más de 200 en diferentes países como Portugal, Francia e Italia. Trabajamos con todo tipo de comercios, estancos, tiendas de electrónica y cervecerías.

Por lo general, nos contactan personas que tienen un comercio y además están muy interesados en Bitcoin y quieren brindar ese servicio adicional para sus clientes.

¿Crees que este tipo de proyectos tiene más éxito en otros países? ¿O la población en España está cada vez más interesada en las criptomonedas?

Sí, yo creo que en cada parte del mundo, en cada país, hay una situación especial y una serie de motivos para ir adoptando bitcoin y las criptomonedas. El otro día, durante una entrevista, hablábamos por lo que está pasando Hong Kong o la India, que son temas políticos o temas de libertad en cierto modo.

En Hong Kong están cerrando las cuentas bancarias de la gente que está protestando en la calle contra el Gobierno chino. Aquí la gente ve a Bitcoin como un refugio frente a esta censura.

En la India han cerrado un millón de cuentas bancarias de la noche a la mañana y a las familias no les dejan sacar más de 14 dólares diarios.

Entonces, claro, son razones para adoptar Bitcoin.

En Venezuela y en Argentina vemos que las razones están más enfocadas a un tema monetario, a la devaluación que tienen ahí sus monedas.

Y aquí en España, en Europa o en Estados Unidos, a pesar de que el interés principal en Bitcoin es la especulación, es ganar dinero lo antes posible, también, creo, que hay un problema de educación.

Es un problema de entender cómo funciona el dinero, el sistema fiat, el dinero basado en la confianza que tenemos en los gobiernos y los bancos centrales.

Para resolverlo habría que enseñar que existe un nuevo tipo de dinero en donde la confianza está respaldada en las matemáticas, en la criptografía, y que ese es el dinero que nos conecta a todos a nivel mundial. Sin que un punto central sea el único que conserve o tenga el poder de crear el dinero.

Esto es muy potente. Yo creo que si llega una crisis, que parece que va a llegar en los próximos meses o años, mucha gente va a empezar a perder la confianza en el dinero que fabrican o que crean los políticos y los bancos centrales. Por lo que buscarán alternativas. Algunos se refugiarán en el oro y otros en bitcoin.

¿De ahí sale la recomendación de cobrar parte de la nómina en bitcoins?

Claro, esto tiene varios objetivos.

Desde el punto de vista empresarial, tiene el objetivo de que las empresas vean que ya hay personas dispuestas a cobrar su salario en bitcoins, que es una nueva forma de pagar a los trabajadores. Es algo innovador, se estarían adelantando al futuro. Es algo arriesgado en cierto modo, pero es innovador.

Por otro lado, es un mensaje a la sociedad para que entiendan que no solo hay un tipo de dinero único, sino que hay varios tipos de dinero y que tú, como trabajador, deberías de tener el derecho de decidir el tipo de dinero en el que quieres que te paguen. Si el 100 % de tu salario te lo pagan en un dinero que está manipulado, es corrupto, etcétera, estás corriendo un riesgo muy alto.

En cambio, si cobras en un dinero que no es manipulable por ninguna entidad, te arriesgas a que ese dinero no triunfe pero, al mismo tiempo, te proteges.

Si ves la historia de Bitcoin desde que empezó, la tendencia es claramente que va al alza. Es una manera de ahorrar a futuro.


En la ponencia que diste el 25 de septiembre en el Crypto Plaza mencionas que la gente que cobra o que piensa cobrar en bitcoins estaría realmente cobrando en especie en euros.

En España sí. En España no es legal cobrar tu salario en otra cosa que no sean euros. Bitcoin está legislado, está regulado, pero no está regulado como dinero de curso legal, es un activo.

Es como si te pagaran en sillas, en pipas, o en cheques de restaurante.

Al final lo que hace la empresa es que compra el bitcoin proporcional al 30 % del salario del empleado al precio que esté cotizando en ese día bitcoin. En lugar de pagarle ese 30 % en euros, se lo paga en bitcoins.

En el fondo eso no es cobrar en bitcoins. Cobrar en bitcoins sería tener un ingreso fijo de bitcoins todos los meses independientemente del precio que esté en euros. Pero de momento esto no es legal en España.

Los únicos países que están un poco más adelantados en ese sentido son Nueva Zelanda, donde un trabajador puede cobrar la nómina íntegra en bitcoins, y Japón, donde el bitcoin es dinero de curso legal.

Por lo que, teniendo en cuenta lo que comentabas de la crisis que a lo mejor llega, esto beneficia a las personas.

Yo creo que a día de hoy cobrar el 100 % de tu nómina en euros tiene más riesgo que cobrar el 30 % en bitcoin y el 70 % en euro.

Pienso que lo que va a pasar con la deuda que hay es que los gobiernos y los bancos centrales la van a monetizar.

Esto significa, básicamente, que van a imprimir dinero de la nada, van a devaluar el dinero en circulación que existe para poder pagar esas deudas. Y como tienen un monopolio gobierno-banco, ni uno ni otro la va a sufrir pero la sociedad se va a empobrecer.

Por lo que si tu tienes un activo, que es escaso, que es limitado en su emisión y que además te permite utilizarlo como medio de intercambio, será una ventaja. La gente va a entender que quedarse en euros es un error y que tiene que empezar a almacenar otro tipo de dinero.

¿Por qué bitcoin?

Yo soy muy favorable a cualquier tipo de dinero que sea descentralizado. Pero, ya que Bitcoin es la primera blockchain que existió, entiendo que el sistema es más seguro, más descentralizado, por lo tanto, es menos manipulable.

Y por eso prefiero cobrar en bitcoin antes que en ethereum o en otras criptomonedas. Porque es una criptomoneda más establecida. Lo cual no significa que en un futuro otras criptomonedas triunfen, eso también es posible, no digo que no.

Para acabar, teniendo en cuenta que, poco a poco, el uso de las criptomonedas y las tarjetas de débito que permiten pagar con ellas se está popularizando, ¿crees que los gobiernos, en este caso el Gobierno de España, tengan que legalizarlas? 

Yo creo que los gobiernos no tardarán en encontrarse ante una situación difícil, en el sentido de que van a tener que elegir entre tres caminos.

El primer camino es el que tenemos, el camino ambiguo. En este se deja a Bitcoin en un término alegal, donde la regulación no está muy clara, no se sepa muy bien cómo funcionan los impuestos, etcétera. Creo que no seguirán por este camino mucho tiempo.

Y los otros dos caminos que hay son o la prohibición o la adopción.

El de la prohibición sería un error enorme. Estarían condenando a la pobreza a la población del país donde prohíban bitcoins, porque en varias partes del mundo se va adoptar y va a ser una industria que traiga muchísima prosperidad y progreso a las sociedades.

El camino de la adopción, o de la legalización, sería un mensaje muy potente para los ciudadanos. Si un Gobierno, como el de Japón, legaliza a bitcoin como moneda de curso legal, como puede ser el euro, la población entenderá que el respaldo que tiene esa criptomoneda es muy grande. Lo que haría que la adopción fuera más rápida.

Pienso que, en las próximas décadas, los países ricos serán aquellos que adopten antes a las criptomonedas como dinero de curso legal.

Espero que España no cometa el error de pensar que solo ellos pueden imprimir el dinero que tenemos que usar y no nos dirijan a esa situación.

 

¿Te gustaría que más empresas dieran la opción de cobrar parte de la nómina en bitcoins o en otra criptomoneda? ¿Qué opinas del rol que pueden tener las criptomonedas en una crisis económica? Comparte tu opinión en la sección de comentarios.


Descargo de responsabilidad: este artículo no es asesoramiento de inversión y no debe interpretarse como tal. Siempre consulta a un profesional financiero capacitado antes de invertir en criptomonedas, ya que el mercado es particularmente volátil.

Imágenes cortesía de Shutterstock.

Share Article

Mariana Díaz se especializa en la redacción de artículos periodísticos. Sus redacciones se centran, principalmente, en el sector tecnológico, sobre todo en blockchain y criptomonedas. Desde el 2015 ha estado trabajando como redactora para diferentes medios de comunicación y, desde el 2016, ha colaborado como redactora y traductora con diferentes empresas del sector. Mariana se graduó en Lengua Inglesa en la Universidad de Cardiff (Reino Unido) con especialidad en medios de comunicación digitales.

SEGUIR AL AUTOR

Señales diarias, análisis de Bitcoin y chat con otros traders. ¡Únete a nuestro Telegram hoy!

Vámonos

Señales diarias, análisis de Bitcoin y chat con otros traders. ¡Únete a nuestro Telegram hoy!

Vámonos