Bitcoin btc
$ usd

Actividades ilícitas en la red BTC caen a mínimos históricos, ¿bancos deben prestar atención?

6 mins
8 December 2022, 11:37 GMT+0000
Traducido por Eduardo Venegas
8 December 2022, 11:37 GMT+0000
EN RESUMEN
  • La actividad ilícita en la red Bitcoin ahora representa menos del 1% del uso de BTC.
  • Si bien BTC es criticado por ayudar en cosas como el lavado de dinero, los bancos heredados pueden ser los principales culpables.
  • La disminución de scams de Bitcoin puede ser el resultado de la regulación, que ayudó a brindar transparencia y credibilidad a la red de Bitcoin.
  • promo

La actividad ilícita de Bitcoin se redujo drásticamente durante la última década y ahora representa menos del 1% del uso de BTC. Pero los bancos heredados pueden ser los mayores culpables cuando se trata de delitos y lavado de dinero.

El analista cripto PlanB publicó un gráfico en Twitter que muestra cómo cayó el uso de Bitcoin relacionado con el crimen entre 2012 y 2020. “Menos del 1% del uso de Bitcoin está asociado con el ‘crimen'”, dijo el inversionista holandés seudónimo, inventor del stock-to -modelo de flujo (S2F).

El gráfico del Chainalysis Crime Report 2022 muestra que la actividad ilícita relacionada con Bitcoin alcanzó un máximo de alrededor del 7% en 2012. Cayó bruscamente al 1% al año siguiente después del cierre del mercado de red oscura (DNM) Silk Road de Ross Ulbricht.

Los scams de Bitcoin prácticamente se detuvieron en 2017 y 2018 tras el cierre de AlphaBay DNM. Se recuperó un poco en 2019 a los niveles actuales de menos del 1%. Gracias al esquema PlusToken Ponzi de 2,25 mil millones de dólares.

Delitos de Bitcoin: la regulación trae transparencia

Los primeros visionarios de Bitcoin enfatizaron la libertad, la autonomía y la democracia. Pero algunos nuevos impulsores han acogido la regulación como una solución a los problemas de confianza que han afectado a la criptoindustria.

Los observadores dicen que la disminución de la actividad ilícita de Bitcoin puede ser el resultado de la regulación. Es esta regulación la que ayudó a traer transparencia y credibilidad a la red Bitcoin.

“La alta adopción de Bitcoin es un arma de doble filo. Atrae a los piratas informáticos porque buscan [un] premio más alto”, dijo Slava Demchuk, cofundadora de la herramienta cripto contra el lavado de dinero AMLBot.

“Al mismo tiempo, se vuelve más fácil rastrear transacciones ilícitas en la cadena de bloques de Bitcoin. Las regulaciones, el crecimiento de las políticas AML y KYC y el desarrollo del análisis de blockchain dificultan que los delincuentes se escondan”.

Demchuk dijo: “Por otro lado, BTC es la cripto más popular y seguirá siendo el objetivo número uno para los hackers. Solo el 1% de todas las transacciones con criptomonedas están relacionadas con actividades delictivas, lo que significa que la industria de las criptomonedas va en la dirección correcta”.

En todo el mundo, las agencias gubernamentales se dirigen a los inversores cripto no solo con impuestos, sino también con el registro obligatorio y las reglas de divulgación completa.

Esta nueva ola de regulación plantea una contradicción en el sentido de que algunos de los rasgos más fuertes de Bitcoin han sido la privacidad y la autonomía. La regulación estatal parece ser el precio que la comunidad cripto tendrá que pagar por la asimilación a la economía convencional.

Los reguladores refuerzan el control sobre las criptomonedas

La criptorregulación suele tener como tema el lavado de dinero y la financiación del terrorismo. Una serie de atracos no ha ayudado a la causa de las criptomonedas, y las víctimas claman a los gobiernos que se sumerjan en el caos disfrazados de mesiánicos.

Los reguladores reforzaron su control sobre las criptomonedas tras el colapso multimillonario de la cadena de bloques Terra en mayo. Más recientemente, el espectacular colapso de la regulación de los exchanges, FTX se ha convertido en un área central importante para los gobiernos de todo el mundo.

Sin embargo, desde el principio, la legislación existente no podría haber anticipado el surgimiento de monedas descentralizadas como Bitcoin, que prosperan gracias a su libertad del control gubernamental.

Los reguladores esperaban un control legislativo efectivo. Pero lucharon para calificar los criptoactivos como productos básicos o instrumentos financieros. Eso se debe a que las monedas digitales no se clasifican en categorías financieras fácilmente definidas.

Muchos siguen indecisos sobre cómo definirlos. En Estados Unidos por ejemplo, la Comisión de Bolsa y Valores (SEC) dijo que considera que muchas criptomonedas son valores. Las leyes de seguridad se aplican a los monederos y los exchanges cuando sea necesario.

En Europa, la mayoría de las jurisdicciones están de acuerdo en que las criptomonedas deben estar reguladas si tienen derechos de ganancias o dividendos adjuntos. Los reguladores dicen que esto hace que las criptomonedas sean similares a los instrumentos financieros tradicionales.

“La regulación es inevitable”, dijo a BeInCrypto en una entrevista Laura K. Inamedinova, fundadora y directora ejecutiva del equipo de Web3 LKI Consulting.

“Con la reciente caída de TerraUSD y el colapso de FTX, es probable que las nuevas regulaciones sobre BTC protejan a los inversores y contribuyan a una mejor estabilidad financiera en el ecosistema”, dijo, y agregó: “Lo que muchos no reconocen es que la innovación dentro de la red de Bitcoin y su atractivo para los grandes actores del mercado solo crecerá una vez que se cree un marco legal claro y transparente”.

Los bancos son los principales culpables del lavado de dinero

Bitcoin se concibió como una invención contra la autoridad en la que los negocios sin mediación se realizan de igual a igual. Pero la falta de controles internos, que requieren que los usuarios utilicen su propia discreción, ha sido aprovechada por personas con motivos delictivos.

Chainalysis dice que los delitos basados ​​en criptomonedas alcanzaron un nuevo máximo histórico en 2021. Las direcciones ilícitas recibieron 14,000 millones de dólares en el transcurso del año, frente a los 7,800 millones de dólares de 2020.

Pero la cifra palidece en comparación con la cantidad de dinero lavado por los bancos comerciales heredados. Un informe anterior de la ONU calculó la cantidad de supuestos flujos ilícitos que los bancos facilitan cada día en 2,700 millones de dólares.

En 2018, el director ejecutivo de Danske Bank, Thomas Borgen, renunció por un escándalo que involucraba 234 mil millones de dólares supuestamente lavados a través de su sucursal de Estonia durante los ocho años hasta 2015. El grupo bancario británico HSBC Holdings pagó miles de millones de dólares en multas por lavado de dinero y otros delitos financieros hace unos años.

En Estados Unidos, HSBC pagó 1,920 millones de dólares por ayudar a los narcotraficantes mexicanos a lavar dinero. También pagó varios millones en Hong Kong por deficiencias sistémicas.

En el mismo año, los principales bancos europeos supuestamente ayudaron a clientes adinerados de todo el continente a robar 63 mil millones de dólares de varios gobiernos mediante la devolución de impuestos a los que no tenían derecho.

El robo se centró en un esquema complejo de comercio de acciones que también involucró fondos de cobertura y grandes firmas de abogados comerciales internacionales, según Cumex Files. Esta fue una investigación periodística que revisó 180,000 documentos secretos.

“Bitcoin no tiene confianza, no tiene permiso y es público, por lo que los delincuentes no lo usan mucho”, dijo un usuario al comentar el tweet de PlanB.

“Fiat sigue siendo el más utilizado para delitos, pero los medios y los gobiernos están ocupados impulsando la narrativa de que Bitcoin se utiliza principalmente para actividades ilícitas. Los datos hablan por sí solos”, agregó el usuario.

¡Adiós Fiat Cash!

Inamedinova de LKI explicó que la actividad ilícita de Bitcoin involucraba muchos conceptos erróneos. “La red Bitcoin se puede utilizar para lavar fondos. Pero es solo un peón en la gran red criminal”, opinó. También señaló la culpabilidad de las monedas fiduciarias.

A medida que falla la moneda fiduciaria, la hiperbitcoinización se convierte en una apuesta distópica. Los bitcoiners están esperando que los actores estatales incendien su propio mundo y lleven a los ciudadanos a las criptomonedas. Ya han alimentado la infraestructura requerida para interrumpir la hegemonía fiduciaria.

Hay una cantidad finita de Bitcoin que puede entrar en circulación. Fiat, sin embargo, puede ser inflado por imprentas de bancos de reserva. Casi a salvo de las autoridades estatales caprichosas, BTC es dinero de emergencia, en espera para cualquier nación cuya gente lo necesite.

La disminución de scams que involucra a Bitcoin hace que el caso del activo como moneda alternativa sea aún más fuerte.

Un informe anterior de Enrique y Eduardo Aldaz-Carrol publicado en el sitio web del Instituto Brookings reveló que Bitcoin es clave para ayudar a los países a combatir la corrupción y las transferencias ilícitas.

Descargo de responsabilidad

Descargo de responsabilidad: siguiendo las pautas de Trust Project, este artículo presenta opiniones y perspectivas de expertos de la industria o individuos. BeInCrypto se dedica a la transparencia de los informes, pero las opiniones expresadas en este artículo no reflejan necesariamente las de BeInCrypto o su personal. Los lectores deben verificar la información de forma independiente y consultar con un profesional antes de tomar decisiones basadas en este contenido.

Patrocinado
Patrocinado