Web3 y la música: centrémonos en lo que está roto

Compartir artículo
EN RESUMEN
  • Web3: una solución ideal para la industria musical.

  • Web3 puede ofrecer justicia para los creadores de música.

  • Podemos utilizar los poderes de web3 para resolver problemas como el de la propiedad, así como los problemas de los sistemas heredados.

  • promo

    ApeCoin está en auge. Comienza a operar con CFD en ApeCoin, ¡el nuevo proyecto cripto más popular!Negocia ahora

El Trust Project es un consorcio internacional de organizaciones de noticias que establecen un estandar de transparencia.

Los modelos descentralizados pueden ayudar a arreglar los viejos problemas del negocio de la música sin destruir lo que es positivo.

El negocio de la música está plagado de paradojas. Rápido ante cambios necesarios en los nuevos medios y la tecnología, la industria es difícil de romper en términos de estructuras de poder. Incluso en la era digital, existen desequilibrios críticos. Es fácil ver por qué la disrupción es una prioridad para tantos innovadores que trabajan en este espacio, y por qué se presta tan bien a los intentos de agitación.

Pero no todo tiene que ser perturbado. La música digital va por buen camino en muchos aspectos. Una pregunta que merece la pena plantearse: ¿qué merece la pena mantener mientras impulsamos la industria?.

La gran cantidad de música disponible

Entre los principales actores como Soundcloud, Spotify, Apple Music y todo un mundo de plataformas independientes, hay una oferta prácticamente interminable de música disponible tanto para los oyentes ocasionales como para los aficionados.

Web3

Solo en Spotify, los datos disponibles sugieren que se suben hasta 60.000 nuevas canciones cada día.

Calidad al alcance de todos

El estudio de las grandes discográficas ya no es la única posibilidad de obtener un sonido decente. Hoy en día, todo el mundo, desde los productores caseros hasta las grandes estrellas, puede hacerse con las herramientas sonoras adecuadas para hacer buena música, y esta suena muy bien en streaming a través de los AirPods.

A estas alturas, para la mayoría de los oyentes apenas hay diferencia perceptible entre la escucha en línea y la escucha de un soporte musical físico.

Accesibilidad casi universal mediante una conexión

El acceso fiable a Internet no es universal, pero es una barrera mucho menor para el disfrute que tener que comprar constantemente nuevos aparatos. Hoy en día, una conexión decente permite acceder a casi todo lo que se ha grabado en la historia de la música, y se puede escuchar de forma ilimitada y sin publicidad por un coste mensual equivalente al de un solo CD, e incluso menos.

Sin embargo, a pesar de todas las puertas que ha abierto la música en streaming, todavía hay mucho espacio para el crecimiento y el cambio necesarios, especialmente en torno a algunos puntos conflictivos clave:

La propiedad de los derechos

La mayoría de los creadores no poseen todos los derechos de sus creaciones. Los ingresos del streaming de esta música no benefician a los creadores, lo que refuerza las injustas estructuras de poder que desde hace tiempo forman parte del negocio discográfico. ¿Cómo podemos corregir este desequilibrio y dar crédito a quien realmente lo merece?.

Intermediarios costosos

De la mano de este problema está la comisión media del 30% que se llevan los servicios de streaming. Hemos llegado a aceptarlo como una norma del sector. Es hora de preguntarse por qué y cómo podemos cambiar ese modelo.

La experiencia del consumidor

La cuestión de cómo organizar un evento musical digital tan agradable y atractivo como un concierto o un festival en vivo sigue sin respuesta. Las retransmisiones en directo suelen quedar relegadas a un segundo plano. ¿Cómo pueden los artistas ofrecer un espectáculo que atraiga y sumerja al público mientras los eventos en general siguen trasladándose a las plataformas virtuales?.

Cada uno de estos problemas representa una oportunidad de intervención que las comunidades Web3 están preparadas para ofrecer. Tomando los puntos fuertes de la música digital y la descentralización en línea y aplicándolos a las necesidades de la industria, las plataformas Web3 tienen el potencial de perturbar lo que necesita ser perturbado sin tirar por la borda los éxitos de la música.

Web3

Web3: una solución ideal para la industria musical

El punto de partida más obvio para web3 es abordar la oportunidad/reto de la propiedad. Las plataformas de propiedad de la música basadas en web3 tienen el poder de aprovechar lo que mejor hace blockchain: conceder la propiedad en Internet. Permitir que un mayor número de personas participe en los derechos musicales tiene una serie de ventajas:

Descentralización de la industria musical

Permitir que el melómano medio invierta en derechos musicales significaría descentralizar toda la industria, arrebatando el poder a la hegemonía corporativa y dándoselo a la gente que realmente ama y valora esta música. Al permitir que quienes consumen música se beneficien de su popularidad, las plataformas Web3 pueden involucrar a su público a niveles más profundos como nunca antes en la historia de la industria discográfica.

Justicia para los creadores de música

Los artistas y creadores podrán financiar su música directamente a través de estas plataformas en lugar de lidiar con modelos de negocio que infravaloran su trabajo y envían el beneficio a inversores externos. Los modelos de la Web3 tienen el poder de romper el ciclo de explotación tan desenfrenado en el negocio de la música y permitir que los artistas comprendan el verdadero valor de sus derechos como trabajadores.

NFT música Enigma.art

En última instancia, las plataformas descentralizadas permiten que la música digital mantenga lo que mejor sabe hacer, dejando que los artistas conserven la propiedad de su propio trabajo y se beneficien de él, mientras que los fans tienen la libertad de unirse y ayudar realmente a dar forma al mercado basándose en lo que quieren escuchar, en lugar de lo que los intermediarios les digan que les debe gustar.

Aprovechando los modelos de la Web3, las empresas de tecnología musical pueden resolver problemas crónicos dentro de la industria al tiempo que se aferran a los puntos fuertes ya existentes, una combinación perfecta.

Me encanta ver la creatividad y los proyectos que surgen en el espacio de la NFT musical (y si tienes un proyecto en el que estás trabajando, ponte en contacto). Los proyectos que más me entusiasman son los que intentan arreglar lo que está roto. Podemos utilizar los poderes de web3 para resolver problemas como el de la propiedad, así como los problemas de los sistemas heredados que aún no hemos visto.

Descargo de responsabilidad

Toda la información contenida en nuestro sitio web se publica con buena fe y sólo con fines de información general. Cualquier acción que el lector tome sobre la información encontrada en nuestro sitio web es estrictamente bajo su propio riesgo.
Share Article

Cofundador y CEO de anotherblock, una comunidad de amantes de la música que crea catálogos de derechos musicales. Michel, junto con los empresarios Sebastian Ljungberg y Filip Strömsten, fundó la empresa en 2021 con la idea de que el acceso a los derechos musicales debería ser fácil y democrático. Al conectar los derechos musicales con las NFT, anotherblock crea una forma fácil y sencilla de comprar y vender derechos musicales: una comunidad de amantes de la música que construye catálogos de derechos musicales junto con los artistas. Los fundadores de la empresa crearon anotherblock para aumentar el valor de la música introduciéndola en un mercado libre y abierto. De este modo se solucionará el desequilibrio de poder institucionalizado dentro de la industria.

SEGUIR AL AUTOR