Aunque Brasil es un participante reciente en el estudio de las monedas digitales, el presidente de su banco central dice que el país podría lanzar una en el año 2022.

Según el medio local de noticias Correio Brazilienese, el presidente Roberto Campos Neto ha indicado que las monedas digitales serán “el futuro del sistema financiero”.

En una entrevista con Bloomberg Markets and Finance el 2 de septiembre, Campos Neto dijo que las condiciones necesarias para la emisión de la moneda digital del banco central (CBDC) se están desarrollando en Brasil.

Continuó señalando que el banco central de la nación sudamericana ya había tomado medidas para modernizar el sistema financiero brasileño, lo que hace que una CBDC nativa sea “un resultado natural”.

Sus comentarios también aludieron a un posible cronograma para la implementación de CBDC: “Creemos que tendremos esto en 2022”.

Las condiciones a las que se refiere Campos Neto son la presencia de una infraestructura de pago eficiente e instantánea, un sistema abierto y una moneda internacional convertible en la que la gente confíe.

El Banco Central parece tener la intención de unirse a sus vecinos uruguayos y ya ha comenzado a sentar las bases para una CBDC.

En agosto, el banco anunció la formación de un grupo dedicado para examinar cómo una CBDC podría encajar con el ecosistema de pagos existente y cuál podría ser su impacto en la economía brasileña. Se supone que el grupo de trabajo publicará sus hallazgos en los próximos seis a doce meses.

En noviembre, el banco central estará listo para dar un paso más con el lanzamiento planificado de un sistema de pago instantáneo llamado PIX. La Banca Abierta también está en proceso de implementación en Brasil para incrementar la competencia en el sistema financiero nacional.

De esta forma, los comentarios de Campos Neto subrayaron que una CBDC brasileña “no es la causa, sino la consecuencia de este proceso de digitalización y modernización”.