Un episodio de “60 Minutos” que salió al aire el domingo levantó las cejas después de que el Presidente de la Reserva Federal de Minneapolis dijera que hay una “cantidad infinita de dinero”. Esto se dijo como una garantía, pero muchos no lo interpretaron de esa manera.

La Reserva Federal ha estado ocupado recientemente en una campaña de relaciones públicas para calmar los temores sobre los ahorros de sus cuidadanos. En una reciente entrevista en el programa de televisión “60 Minutos”, el Presidente de la Reserva Federal de Minneapolis, Neel Kashkari, trató de asegurar al público que todo es normal cuando claramente no lo es.

¿Efectivo ilimitado?

Un clip del último episodio de “60 Minutos” ha estado circulando en línea que demuestra por completo cómo nuestro sistema financiero se ha desquiciado.

El presidente de la Reserva Federal de Minneapolis, Neel Kashkari, dijo a “60 Minutos”,

“Su cajero automático es seguro. Sus bancos están seguros. Hay suficiente dinero en el sistema financiero y hay una cantidad infinita de dinero en la Reserva Federal.”

Parece que realmente no hay límites en cuanto a cuánto puede imprimir la Reserva Federal… y lo están diciendo ahora abiertamente y sin reservas.

Muchos vieron esto como una clara señal para el pánico. En las últimas semanas, la Reserva Federal ha sido excepcionalmente franca sobre lo “seguro” que es. Este lenguaje ni siquiera era tan fuerte cuando la crisis financiera de 2008 golpeó a la sociedad.

La crisis actual puede recordar a algunos de ustedes una cita del ex presidente de la Reserva Federal, Alan Greenspan, que dijo en 2005:

“Podemos garantizarle beneficios en efectivo en la medida que quiera y en el tamaño que quiera, pero no podemos garantizar su poder adquisitivo”.

Eso resume esencialmente dónde estamos hoy: la Reserva Federal puede seguir imprimiendo los dólares, pero al hacerlo, seguirá erosionando nuestro poder adquisitivo.

Publicidad
Continúe leyendo a continuación

Medidas sin precedentes

Nunca antes habíamos visto a la Reserva Federal de EE.UU. preocuparse tan poco por la cantidad de dólares que está bombeando en circulación. Probablemente por eso ahora está rogando a los ahorradores que no inicien acciones retiros masivos de efectivo que puedan provocar un corralito. Recientemente, el organismo financiero anunció “QE ilimitado” con el objetivo de mantener todo el mercado a flote.

Igual de preocupante, la semana pasada BeInCrypto informó que todos los requisitos de reserva para los bancos de EE.UU. se redujeron al 0%. Eso significa efectivamente que los bancos no tienen la obligación de mantener nada en las reservas en relación con sus saldos. Cerca del 0% de las tasas de interés (o incluso más bajas) pueden convertirse pronto en la “nueva norma”, como ya lo es en Europa y Japón.

Sin embargo, todo esto ha tardado mucho en llegar. El mes comenzó notablemente, con la Reserva Federal inyectando 168 mil millones de dólares en la economía el 12 de marzo. Durante las siguientes dos semanas, este número siguió aumentando hasta lo que es hoy: ilimitado. Las ramificaciones de los excesos monetarios de la Reserva Federal se sentirán pronto, pero por ahora los mercados financieros viven para ver otro día.