Venezuela demanda al Reino Unido por confiscar sus reservas del oro, punto a favor de las criptomonedas

Compartir artículo
EN RESUMEN
  • La mala economía, sanciones unilaterales de Trump y la corrupción por parte del gobierno de Maduro han dejado a Venezuela en la ruina.

  • Las CBDC empiezan a ser una realidad con Francia, China e incluso Venezuela trabajando para crear su propia criptomoneda nacional.

  • Estados Unidos invierte en estudios para investigar como proteger el dólar americano como reserva global ante la irrupción de las criptomonedas.

  • promo

    Curso GRATIS “Cripto para principiantes”, 5 días de duración + sesiones semanales en directo. Apúntate aquí.

El Trust Project es un consorcio internacional de organizaciones de noticias que establecen un estandar de transparencia.

El Banco Central de Venezuela ha interpuesto una demanda formal contra el Banco de Inglaterra por lo que podría ser una apropiación indebida de fondos, en un intento por lograr la liberación de cerca de mil millones de dólares en oro venezolano que se encuentran en las bóvedas de Reino Unido.



El dinero que el gobierno de Venezuela pretende recuperar corresponde a un depósito de cerca de 31 toneladas del metal precioso que Venezuela insertó en el banco británico como parte del sustento de sus reservas internacionales.

De acuerdo con un email enviado por la Organización de las Naciones Unidas al portal de noticias BBC, el gobierno venezolano asegura que necesita con urgencia los fondos para adquirir insumos médicos para combatir la epidemia de Coronavirus. Tanto es así, que pidieron la liberación de los fondos a cambio de que fuera el propio Programa de Desarrollo de las Naciones Unidas el que coordinara y administrara todas las compras de los insumos solicitados.



Sin embargo, esto no parece suficiente para el Banco de Inglaterra.

¿Cómo ha empezado este enfrentamiento entre el Reino Unido y Venezuela?

Durante los últimos años, especialmente durante la gestión de Nicolás Maduro, la economía venezolana se ha visto afectada por un coctel mortal de corrupción, mala gestión y falta de crecimiento. Si a esto se le agregan unas sanciones económicas impuestas unilateralmente por la administración de Donald Trump con el objeto explícito de “acelerar el colapso” de los venezolanos y forzar un cambio de régimen, es fácil ver que el panorama del pueblo de Venezuela no pinta nada bien.

Ante la imposibilidad de tener una “normalidad” de relaciones comerciales con el resto del mundo para comprar insumos básicos para la subsistencia de su pueblo, Venezuela ha decidido recurrir al pago en oro como forma de evadir el sistema bancario tradicional controlado en buena parte por la jurisdicción norteamericana.

Sin embargo, después de que el diputado de venezolano Juan Guaidó se autoproclamara presidente de la República, se generó una especie de conflicto internacional sobre quién es reconocido como presidente legítimo. [BBC] De los 193 Estados miembros de la ONU, cerca de 50 (incluidos Estados Unidos y Reino Unido) reconocen a Guaidó como presidente, el resto no le ha brindado apoyo a mas de un año de su encargaduría. [Diario las Americas]

Esta jugada le permitió a Guaidó pedir al Banco de Inglaterra que no entregue el oro a Venezuela. [Russia Today] Como parte de su política, Guaidó ha solicitado activamente el recrudecimiento de las sanciones (que han llevado, por ejemplo, a la salida de Transferwise, Payoneer, Adobe, Oracle y el proveedor de servicios de televisión satelital DirecTV) a la vez que se hizo con el control de cuentas y filiales de PDVSA que Venezuela mantiene en el extranjero para evitar que fueran manejadas por el régimen de Maduro.

La situación es preocupante ya que Venezuela ha vendido, de manera no controlada, fuertes cantidades de oro, disminuyendo sus reservas a mínimos preocupantes. Muchos consideran que esto ha sido destinado al financiamiento de actividades ilegales mientras que seguidores del chavismo lo consideran una suerte de medida de supervivencia política necesaria.

Las criptomonedas irrumpen en la geopolítica moderna con las CBDC

El carácter amoral del Bitcoin le ha permitido tomar parte en el juego geopolítico global, con varios países intentado aprovechar esta tecnología para no depender del control de terceras personas. Desde países como Francia, China y las Islas Marshall estudiando la creación de criptomonedas propias, hasta Venezuela, Suiza y Corea del Norte amasando dinero en Bitcoin, las criptomonedas llegaron para quedarse.

Venezuela comprendió rápidamente esta situación y, quizá mas tarde que temprano, tuvo que admitir que poseía Bitcoin como parte de sus reservas internacionales. Y aunque actualmente son regímenes antiamericanos los que están viendo con interés el mundo de las criptomonedas (más por necesidad que por otra cosa) vale la pena preguntarse cuanto tiempo falta para que otros países quieran reclamar un poco más de independencia.

Estados Unidos lo sabe, y ya se está poniendo manos a la obra. Ya el Programa de Becas de Investigación Postdoctoral de la Oficina del Director de Inteligencia Nacional de los Estados Unidos está financiando estudios de investigación que permitan conseguir soluciones para que el dólar estadounidense se mantenga como la moneda de reserva mundial ante el peligro de que el mundo comience a aceptar criptomonedas.

Y aunque muchos entusiastas todavía piensen en términos fiat al momento de valorar la utilidad del Bitcoin, lo cierto es que parece que los países del mundo cada día tienen más razones para mirar a las criptomonedas como un activo muy interesante.

Descargo de responsabilidad

Toda la información contenida en nuestro sitio web se publica con buena fe y sólo con fines de información general. Cualquier acción que el lector tome sobre la información encontrada en nuestro sitio web es estrictamente bajo su propio riesgo.
Share Article

Editor jefe de BeInCrypto.com en español. Cuenta con experiencia operando cómo scalp trader con futuros en el mercado del DAX. Gran entusiasta de Bitcoin y las criptomonedas por su significado, geopolítica y seguidor de la nueva revolución financiera desde principios de 2017, día a día absorbe más información. De nacionalidad española aunque con un enfoque internacional al haber vivido desde la infancia en Londres, Bruselas, Santiago de Chile, Amsterdam, actualmente alternando entre Madrid y Palma de Mallorca. Licenciado en Comunicación Audiovisual y con un Master de Web Design and Development. Daniel tiene varios años de experiencia en medios tecnológicos principalmente como front-end developer e Interaction Designer en Internet así como en otros medios como la televisión. Actualmente se ha lanzado al mundo de las criptomonedas y ama escribir, analizar y debatir sobre ellas.

SEGUIR AL AUTOR

Los mejores monederos Bitcoin del 2021

Vámonos

Señales diarias, análisis de Bitcoin y chat con otros traders. ¡Únete a nuestro Telegram hoy!

Vámonos